January 19, 2018

El presidente Enrique Peña Nieto justificó el gasolinazo registrado a inicios de este año, el cual consideró una decisión “responsable” que permitió a nuestro país consolidar finanzas públicas sanas.

Al responder a las preguntas parlamentarias con motivo del quinto informe de gobierno, el jefe del ejecutivo subrayó que el aumento en el precio de los combustibles reflejó el incremento en su costo a nivel internacional.

Señaló que de haberse mantenido artificialmente bajo el costo de las gasolinas, se habría requerido destinar cerca de 200 mil millones de pesos de recursos fiscales para su subsidio, lo cual habría implicado un recorte al gasto público por al menos 180 mil millones.

El jefe del ejecutivo indicó que este monto habría sido equivalente a 17 veces los recursos destinados para becas de educación básica, media superior y superior, así como 43 veces el presupuesto de los programas de abasto social DICONSA y LICONSA.

Resaltó también que de haber modificado el impuesto especial sobre producción y servicios (IEPS) se habría afectado una fuente importante de ingreso para los estados y municipios, pues representa casi una quinta parte sus participaciones y aportaciones.

De igual forma, el presidente enrique peña nieto advirtió que una reducción en las cuotas del IEPS fomentaría el consumo de un producto altamente regresivo, que, además de ser altamente contaminante, genera problemas de congestión y afecta la salud de la población.

Radar News

Comments are closed.