November 24, 2017

La región española de Cataluña afronta este martes una huelga general respaldada por los principales sindicatos y organizaciones independentistas, en protesta por la actuación policial del pasado domingo contra el referéndum ilegal de independencia.

La convocatoria está teniendo un seguimiento “muy elevado” en sectores como el transporte, el comercio, la estiba o la agricultura, según los sindicatos minoritarios, impulsores de la movilización, que la calificaron de “huelga general”.

Pero los sindicatos mayoritarios, UGT y CC.OO que son carácter estatal, que se sumaron a la protesta, la denominaron “paro de país”.

El gobierno de Cataluña celebró el pasado día 1 un referéndum secesionista, declarado ilegal por el tribunal constitucional, en la que, según el ejecutivo catalán, participaron 2,2 millones de personas.

Durante la jornada se produjeron cargas policiales y desalojos de colegios electorales por orden judicial para evitar la votación, que causaron más de ochocientos heridos, dos de ellos graves, según el gobierno Catalán.

Inicialmente la protesta estaba convocada para mostrar el rechazo por las detenciones y registros policiales de la pasada semana para evitar el referéndum, pero las cargas policiales del domingo dieron pie a los convocantes a cambiar el sentido de la protesta.

El gobierno regional de Cataluña (Generalitat), que ya había establecido unos servicios mínimos para el paro inicial, los ha rebajado, de manera que en sectores claves como el ferrocarril, metro y autobuses de Barcelona quedan sensiblemente reducidos, del 50 al 25 por ciento.

Se espera que la huelga tenga incidencia en el transporte público, así como en otros sectores como en la administración pública, el educativo y el sanitario.

No obstante, UGT y CCOO de Cataluña prevén que el paro tenga una incidencia mucho menor en la industria. De hecho, la principal empresa industrial de Cataluña, la automovilística SEAT, tiene previsto mantener su actividad ordinaria.

Radar News

Comments are closed.