October 23, 2017

Con sólo la presencia del Regidor de San Juan del Río, Agripino Torres Gómez y de la Regidora Ramona Rivera Medina, de Cadereyta, Miguel Nava Alvarado presentó su informe anual de actividades al frente de la Defensoría de los Derechos Humanos, donde afirmó que han recibido 508 quejas en las oficinas de Querétaro, San Juan del Río y Jalpan, y aseguró que las dependencias más demandada han sido la Procuraduría General de Justicia del Estado y autoridades estatales y municipales de seguridad, personal docente y administrativo de la Unidad de Servicios para la Educación Básica en el Estado, USEBEQ, y custodios y directivos del Centro de Readaptación Social en la entidad.
Asimismo, el ombudsman queretano destacó dos recomendaciones que fueron significativas durante este periodo; la realizada a la PGJ por la acusación a un niño de 4 años atropellado cuando iba a bordo de su triciclo, esto directamente; y la segunda a la misma instancia por no esclarecer y detener al responsable por el delito de violación y estupro contra una joven de 14 años. Resaltó el trabajo que ha llevado a cabo con víctimas del delito y de violencia familiar, niños, adultos mayores, grupos vulnerables, mujeres, personas con discapacidad y de la diversidad sexual.
Además, Miguel Nava dio a conocer que se le otorgó a la Defensoría un presupuesto por 29 mdp y la autorización de 50 plazas, lo cual consideró como deficiente para atender las necesidades de la ciudadanía.
Por último, Nava Alvarado lamentó la poca participación en el comité de seguimiento a personas desaparecidas y el poco interés en trabajar en la ley de esta materia, precisando que se han llevado a cabo 4 sesiones de este comité, donde solo 2 han tenido el quórum deseado.
Para Radar News, Guadalupe Jiménez.

Comments are closed.